Profesional AGRO
Profesional AGRO

JORGE CALVO

Gerente de OVLAC

Ovlac es, sin duda, una de la grandes firmas de fabricación de aperos para el trabajo de suelo de nuestro país. Pero nuestras fronteras se le han quedado pequeñas, lo que le ha llevado a vender fuera más del 50% de la producción. Esto exige un alto nivel de calidad y estar siempre a la vanguardia en tecnología y sistemas. Jorge Calvo, gerente de la empresa, nos desvela las claves que han hecho de Ovlac todo un referente a nivel europeo.

La marca Ovlac es, hoy en día, referente europeo en fabricación de maquinaria agrícola para el trabajo de suelo ¿Podría hacernos un resumen de la historia de la marca hasta que ha alcanzado el nivel actual?

Como la mayor parte de las empresas fabricantes de este sector, Ovlac empezó como pequeño taller de reparación y fabricación de aperos agrícolas. Corría el año 1936 y fue mi abuelo quien lo fundó en Fuentes de Nava (Palencia). En 1970 mi padre, Heliodoro Calvo, coge las riendas del negocio familiar y abre una primera tienda en Palencia capital. En los años 80 se inicia la expansión a nivel nacional a través de distribuidores y se traslada la fabricación a Palencia. En 1997 y 1998 nos incorporamos a la empresa mi hermano César y yo, momento en el que y comienza la exportación que hoy, con presencia en unos 20 países, representa más del 50% de la producción. Fruto de esa expansión internacional, en el año 1999 nos trasladamos a nuestra ubicación actual en Venta de Baños donde pudimos ampliar nuestras instalaciones.

¿Cuáles son las instalaciones con las que cuenta Ovlac en cuanto a superficie, tipo de maquinaria, capacidad de producción, etc.?

Hoy en día Ovlac se asienta sobre unos terrenos de unos 21.000 m2 de los cuales 11.000 están cubiertos. La plantilla está compuesta por unos 70 trabajadores de los que estamos profundamente orgullosos ya que son la base y el corazón de nuestra filosofía de mejora continua. Con este equipo y los más modernos medios de producción, somos capaces de fabricar unas 1.000 máquinas al año.

“Queremos seguir siendo especialistas en trabajo del suelo”

Podría darnos algún dato para conocer la dimensión de la empresa como facturación, número de máquinas fabricadas en el último año, empleados, etc.? ¿Cómo ha evolucionado en los últimos años?

La facturación de Ovlac el pasado ejercicio alcanzó los 12 millones de euros con un crecimiento ligero pero sostenido desde 2010. En estos últimos siete años hemos conseguido duplicar la facturación.

Con respecto al mercado ¿Qué cuota tiene Ovalc con sus diferentes productos en el mercado nacional?

Parece increíble, pero al no existir un registro de las unidades vendidas en España, realmente no podemos conocer nuestra cuota de mercado. Según nuestras estimaciones, Ovlac es con diferencia la primera marca nacional en arados de vertedera y muy probablemente, líder en el mercado español en ventas de material de trabajo de suelo en general.

¿Qué peso tiene la exportación dentro de su empresa? ¿Cuáles son los principales países a los que exporta?

Como ya dije antes, Ovlac exporta más de la mitad de su producción. Los principales destinos son Francia, Reino Unido, Alemania, Holanda, Bulgaria y países Bálticos. Fuera de Europa llegamos a destinos tan lejanos como Sudáfrica, China o Nueva Zelanda.
Una parte muy importante para estar en los puestos de cabeza en el mercado es la innovación

¿Qué recursos destinan a este aspecto desde Ovlac?

Efectivamente, en Ovlac consideramos la innovación como clave para nuestro éxito e incluso para nuestra supervivencia. Intentamos aportar soluciones novedosas, más eficientes, que ayuden a los agricultores a reducir sus costes ya que es la única vía que tienen para mejorar su rentabilidad. Por ello, en Ovlac destinamos cada año entre un 3 y un 5% de nuestra facturación a I+D+i..

¿Tiene previsto expandir su gama de productos hacia otro tipo de trabajos como la pulverización o el abonado?

No. Al menos no de forma directa. En Ovlac tenemos claro que la agricultura es cada vez más sofisticada y profesional y esto exige una gran especialización. Con nuestra talla no podemos distraer energías y recursos. Queremos seguir siendo especialistas del trabajo de suelo.

La extrema sequía que ha afectado a nuestro campo en esta campaña ha dañado principalmente a muchas zonas cerealistas del centro peninsular, ¿se ha reflejado en las ventas de equipos en los últimos meses?

Evidentemente ha afectado. Ha sido un año catastrófico en amplias zonas. Noso­tros tenemos aún margen para crecer y por eso hemos podido paliar ese efecto negativo y cerrar el año con un ligero crecimiento en el mercado nacional. Afortunadamente, parece que 2018 ha empezado con lluvias y nieve. Los pantanos se van llenando poco a poco y los secanos respiran. Debemos ser optimistas.

De cara al año que estamos comenzando ¿Espera que el mercado se comporte igual o mejor que el año que acabamos de finalizar? ¿Cómo afecta el incremento en la matriculación de tractores en la venta de aperos?

Como dije antes, somos optimistas. Las lluvias de estos últimos dos meses hacen tener esperanzas de poder tener un año, por lo menos, normal. En nuestro caso particular, seguimos apostando además por la exportación, donde aún tenemos mucho por hacer. Vemos las cifras de ventas de tractores como un mero indicativo más que nos puede dar pistas sobre el pulso inversor del mercado. Sin embargo, la venta de tractores tiene muchos matices que pueden desligar su evolución de la del mercado general. Me refiero por ejemplo, al mercado de segunda mano, que mina las ventas de unidades nuevas encarecidas como consecuencia de las nuevas normativas.

Profesional AGRO es una publicación de MMC&S mediaclever comunicación & servicios.